lunes, 27 de junio de 2016

I BEER MILE FFDR





El pasado sábado por la mañana día 25 de Junio aconteció una locura de la cual fui partícipe. Este evento, el I Beer Mile fue convocado en el foro de los Forofos del Running. En su momento fue idea de, quien lo conoció en su etapa en Escocia.

La aventura consiste en correr una milla (1609 metros o, traducido, 4 vueltas a una pista de atletismo de 400 m.). Todo está reglamentado e incluso si pincháis podéis ver la web. Hasta ahí todo normal. Lo peculiar es que al inicio de cada una de las vueltas hay que beberse un tercio de litro de cerveza antes de empezar a correr.

Me lió Jesús el cual me añadió a un grupo de whatsapp creado para este evento. Lo cierto es que no tenía nada claro ir pero como Elena y Jorge se iban de finde, pues decidí liarme la manta a la cabeza.

Quedamos a las 9.30 en la puerta del polideportivo en el cual estaba teniendo lugar un campeonato de baile para empezar a las 10. Pasamos por la caseta de las conserjes las cuales se quedaron soprendidas de ver pasar a unos tipos con neveras dentro de la pista de atletismo. Al rato nos exigieron pago de entrado y, tras realizarlo, empezó la aventura. En la línea de salida y bajo la vigilancia de los implacables jueces Víctor y Pedro, 10 insensatos: Ninfa (única chica), Carlos, Víctor, Luis, Jesús, Vicente, Isma, Dani, Pablo y yo.

Se dio el pistoletazo de salida y decidí empezar a beber despacito así que salí de los últimos. Jesús sale como un tiro. Cuando llevaba apenas 80 metros ya supe que sería un calvario y puse el modo “velocidad mínima” para no sufrir. La experiencia en ese momento es bastante desagradable; ya que se hincha el estómago por el gas de la cerveza y por el aire ingerido al tragar y hasta conseguir desalojarlo es una sensación poco recomendable. Con mayor velocidad y contracción del abdominal, peor. Y en ese momento pueden producirse también arcadas.

EL PODIO
Acabada la primera vuelta con dignidad y tras expulsión de un poco de aire sobre la marcha, decido tomarme la aventura con toda la tranquilidad del mundo. Así que el ritmo de ingestión de la segunda cerveza baja pero me la tomo antes de que los primeros lleguen…a por su tercera. Cuando llego a tomar la tercera llega el campeón, Victor, con un tiempo de 7’15”… La tomo con calma y salgo ya con el estómago hecho un globo de helio y, al llegar ala cuarta, decido esperar a Isma y hacer la última vuelta juntos cerrando el recorrido. Claro que, siempre hay algún vago que decide retirarse, ¿verdad Carlos? Aunque la insistencia de Pedro hace que finalmente complete las dos vueltas que se dejó pendientes.

Al final, ya en meta tras 21’ (para 1600 m) me toma junto con Jesús las dos cervezas que sobraban y nos vamos de post…

Estamos locos pero sois muy grandes, chavales. Habrá que repetir (mejor entrenado, claro).

Y AQUÍ OS DEJO... EL VÍDEO DEFINITIVO!!! Y las fotos pinchando aquí

2 comentarios:

  1. Vaya panda de frikis.

    ResponderEliminar
  2. Que no, que era coña, que sois unos cracks

    ResponderEliminar